Este miércoles 7 de marzo se proclama Mujer Cafam. Johanna Andrea Grajales Osorio representa al Quindío

inicio / boletines / Este miércoles 7 de marzo se proclama Mujer Cafam. Johanna Andrea Grajales Osorio representa al Quindío

Este miércoles 7 de marzo se proclama Mujer Cafam.
Johanna Andrea Grajales Osorio representa al Quindío

Armenia: En ceremonia que se cumplirá este miércoles 7 de marzo, a partir de las 8:30 a.m., en el Teatro Galería de Bellas Artes, en Bogotá, el jurado nacional integrado por Juan Lozano Ramírez, María López Castaño, Germán Santamaría, padre Joaquín Sánchez García, María Luisa Mora Zuleta y María Teresa Peresson de Riaño, entregará la máxima distinción a las grandes obras de la mujer colombiana, en el marco del 30 premio Cafam a la mujer.

23 valerosas mujeres colombianas, entre ellas Johanna Andrea Grajales Osorio, Mujer Comfenalco en representación del Quindío, sobresaliente por su importante labor social, participan como finalistas en esta nueva versión del Premio Cafam a la mujer, el máximo reconocimiento nacional a quienes, en el país, lideran y desarrollan programas sociales y humanitarios para contribuir a mejorar la calidad de vida en sectores vulnerables de la población.

Una luz en las colinas

Johanna Andrea Grajales fue elegida Mujer Comfenalco en diciembre pasado, por el impacto de la gestión que desarrolla en el barrio Las Colinas de Armenia.

Su sensibilidad y capacidad para mover a otros a la acción, su voluntad infranqueable y esencia transformadora hacen de Johanna Andrea Grajales un ejemplo vivo de liderazgo y compromiso. Todos ven en esta joven sicóloga, a la mujer osada, a la chica cercana a sus afectos que sonríe, ama y contagia un optimismo enorme apenas comparable con el tamaño de su generosidad.

En 1999, Johanna llegó reubicada a este sector, tras el terremoto. Con solo 25 años, desde hace 16 lidera en el barrio Las Colinas, uno de los más críticos de Armenia, del que alguna vez fueron desterrados los organismos de socorro y de seguridad, los transportadores y hasta a las ambulancias, intervenciones que mitiguen los efectos de flagelos sociales como el tráfico y consumo de estupefacientes, la prostitución, la explotación infantil y la violencia intrafamiliar.

Su empuje y sencillez hacen que sea motivación para muchos niños y jóvenes de esas 1.385 casas y de esos 7.000 habitantes que luchan por cambiar de mentalidad, por hacer parte un proceso comunitario encaminado a recuperar el tejido social y mejorar la calidad de vida.

Con su Fundación Llegó Nuestro Momento y bajo el lema "Las Colinas somos todos", promueve escuelas de padres, de baile, capacitaciones para proyectos productivos, actividades con madres comunitarias y celebración de fechas especiales; gestiona con entes públicos y privados la solución a necesidades de movilidad y seguridad, y promociona sin falta el ya famoso jueves de "picaíto", un partido de fútbol nocturno para que niños y jóvenes piensen por dos horas en el fútbol y se olviden de las drogas.

Johanna Andrea hace parte del cambio que se está generando en este populoso barrio de la ciudad, con oportunidades de recreación y expresiones culturales propias, con una mente abierta y dispuesta que transmite a sus pares la idea de que no están condenados por su condición social.

Organización de Eventos

Revista Así Somos

Magazine Radial

© todos los derechos reservados